Alianza Terapéutica

Preguntas Frecuentes:

¿Qué hace un psicólogo/a?

Son profesionales expertos en desarrollar estrategias que facilitan el cambio para acabar con el sufrimiento, conseguir nuestras metas, mejorar las relaciones, desarrollar nuestros recursos y aprender a afrontar los problemas.

Por tanto, son profesionales de la conducta humana y especialistas en las leyes del aprendizaje, las cuales emplean para que interioricemos nuevos comportamientos que sustituyen a los que nos hacen daño.

Estos profesionales nos enseñan una serie de habilidades, de técnicas y de estrategias psicológicas para conseguir que afrontemos los problemas de forma exitosa hasta superarlos.

Trabajan como si fuesen nuestros entrenadores. Un entrenador de atletismo, por ejemplo, conoce estrategias y tácticas que facilita a sus atletas para que estos, progresivamente, las vayan practicando y ensayando hasta dominarlas, consiguiendo que alcancen un alto rendimiento deportivo.

Los entrenadores no corren por sus atletas, tampoco los psicólogos se enfrentan a los problemas de sus pacientes. Ambos enseñan CÓMO manejar las situaciones o problemas para que puedan solucionarlo ellos mismos (debe quedar claro que quien “suda” física o psicológicamente son tanto atletas como pacientes).

Ninguna terapia funciona si el/la paciente no se esfuerza y si no participa activamente. ¡Cuanto más trabajes en ti mismo y por la terapia, más eficaz y rápida será!

La terapia no consiste sólo en charlar con tu psicólogo/a una vez por semana. La terapia consiste en acudir a la sesión una vez por semana para aprender habilidades muy concretas que deberás practicar entre sesión y sesión. Por eso es bueno que sepas que siempre vas a llevar “tareas para casa”.

Estas tareas tienen objetivos muy concretos que tu psicólogo/a te irá explicando. Algunas de ellas sirven para obtener más información acerca del problema y suelen realizarse al inicio de la terapia, a través de autorregistros, cuestionarios, etc. Otras tareas se basan en la práctica de técnicas adquiridas durante el proceso de psicoterapia, como por ejemplo, para mejorar las habilidades de relación con los demás, para tomar decisiones o aquellas que sean más adecuadas para afrontar tu problema.

Pregunta y comenta sin temor tus dudas o inconvenientes.

Cuanto más entiendas el porqué de cada paso de la terapia, más motivado/a estarás y mejor trabajarás en ella.

¿Quién va al psicólogo/a?

Todas las personas que quieren estar mejor, tanto porque les preocupa algún problema en concreto; quieren encontrar respuestas; o simplemente, porque quieren mejorar sus recursos.

¿Cómo saber cuándo ir?

A lo largo de nuestra vida se nos van planteando dificultades que vamos afrontando. Todos tenemos recursos para vencer dificultades. Sin embargo, hay veces que no sabemos identificar qué es lo que nos pasa o simplemente no sabemos qué más hacer para solucionar el problema. Cuando llegamos a este punto ya hemos pasado por tratar de solucionarlo de mil formas, hemos preguntado a nuestros amigos y familiares, pero el problema persiste. Ese es el momento en que nos debemos plantear acudir a un/a profesional que nos ayude.

¿Por qué no es lo mismo hablar con un/a psicólogo/a que con cualquier otra persona?

Porque tu amigo/a o familiar te pueden aconsejar desde su perspectiva personal, pero no son expertos en potenciar cambios ni en enseñarte nuevas estrategias para afrontar los problemas o situaciones difíciles que te ayudarán a salir de esos círculos que parecen sin salida. Tú eres quien mejor conoce tus experiencias y tu psicólogo/a quien mejor sabrá guiarte hacia el cambio que necesitas.

¿Qué es una psicoterapia?

Es un trabajo en equipo. La persona experta en lo que te ocurre, en tus experiencias, en la visión de lo que te pasa eres tú. Los expertos en ayudarte a comprender el problema, a guiarte en el proceso de cambio y buscar alternativas de solución son los psicólogos. Por lo tanto, decimos que la psicoterapia se basa en una relación de experto/a a experto/a en la que juntos, tú y tu terapeuta, trabajáis en la consecución de los objetivos que te hayas marcado como meta.

¿Cuánto tiempo dura una psicoterapia?

El tiempo necesario para conseguir los objetivos que la persona ha marcado en el inicio de la misma. Esto hace que pueda variar de una persona a otra, dependiendo del problema y de las alternativas de solución. La media oscila entre los tres o cuatro meses y el año y medio, o las 12 sesiones. Pero hay que tener en cuenta que frecuentemente se inicia con una sesión semanal y que progresivamente se van espaciando.

¿Es muy cara una psicoterapia?

Apostamos con nuestros precios por potenciar que los recursos que ofrece la psicología sean asequibles a todo el mundo. Infórmate de nuestras tarifas 

faq-preguntas-frecuntes-redpsi

Fases de la psicoterapia

l

Evaluación

Esta primera fase de evaluación es especialmente importante porque a partir de ella se va a constituir todo el proceso terapéutico de mejora de tu salud psicológica. Creamos un espacio cómodo y de confianza para conocernos y recoger toda la información necesaria para comprender tu problema.

h

Hipótesis

La segunda fase es de exposición de la hipótesis explicativa. Sirve para realizar un diagnóstico y determinar qué técnicas específicas debes aprender para solucionarlo y en qué va a consistir exactamente tu proceso de mejora, buscando los métodos y técnicas que se adaptan mejor a tu caso.

w

Terapia

El proceso terapéutico es un trabajo en equipo, donde tú eres quien mejor conoce lo que te ocurre y tu psicólogo/a será quien te ayude a comprender el problema, guiándote en el proceso de cambio y buscando alternativas de solución. Te enseñará estrategias concretas para superar tu problema, que irás entrenando y aplicando de forma progresiva en tu día a día hasta que te sientas preparado/a para seguir tu avance personal sin nuestra ayuda.

En un principio proponemos sesiones semanales o quincenales, dependiendo de la problemática, y en función de tu avance terapéutico podemos distanciar nuestras citas hasta alcanzar los objetivos establecidos al inicio del tratamiento

SEGUIMIENTO

Para cerrar el proceso terapéutico realizamos un seguimiento personalizado. El objetivo de esta fase es crear independencia y seguridad. Para ello, nos aseguramos de que aplicas con éxito lo aprendido en terapia, que controlas las situaciones difíciles y que puedes enfrentarte solo/a a los problemas que temías. 

Es ahí cuando acaba la terapia psicológica, pero no tu trabajo personal.

Recuerda:

Be: (a + t) x t

Y practícala para mejorar tu bienestar psicológico.

Pide Cita: 911 59 49 39